Teléfono VoIP: cómo funciona y qué ventajas tiene - Aircall

Teléfono VoIP: cómo funciona y qué ventajas tiene

what
por
Sissi Zegarra

La telefonía tradicional es cosa del pasado para darle paso al teléfono VoIP (Voz Sobre Protocolo de Internet). La velocidad con la que avanza la tecnología no deja atrás a la infraestructura de las comunicaciones y condena a la desaparición a la RTC (Red Telefónica Conmutada). Aquí, encontrarás toda la información para entender de qué se trata la telefonía VoIP.

En el mundo globalizado en el que vivimos hoy en día, cada vez son más las empresas y organizaciones que dan el salto a la telefonía VoIP. Los beneficios que ofrece superan con creces sus expectativas, lo que brinda herramientas que la telefonía tradicional es incapaz, facilita el teletrabajo y aumenta la presencia internacional a costes reducidos. 

Pero seguramente tengas muchas preguntas sobre la telefonía IP y los teléfonos VoIP. En este artículo explicaremos algunos conceptos básicos para que conozcas estas herramientas, comprendas sus usos y beneficios y así puedas tomar una decisión acertada sobre si te conviene migrar tu sistema telefónico a la tecnología de vanguardia.

 

Teléfono VoIP: un cambio en el paradigma de la comunicación 

 

Para comprender correctamente la tecnología de la que hablamos en este artículo es imprescindible adentrarse en algunos conceptos que servirán para el mejor entendimiento de los recursos utilizados. 

Comencemos por explicar qué es un teléfono VoIP. Estos son dispositivos físicos o softwares de ordenador o móvil diseñados para transmitir la voz sobre protocolo de internet. Esta tecnología convierte las señales de audio de un teléfono estándar a un formato digital, el cual se puede transferir a través de una red IP (como internet) y viceversa, para que con ello se realicen llamadas entre teléfonos conectados a la red tradicional y teléfonos conectados a internet. 

Teletrabajo con Aircall
La oficina a solo una llamada de distancia

Ahora bien, existen dos tipos de teléfonos VoIP. El primero se conoce como HardPhone o teléfono SIP (Protocolo de Inicio de Sesión, por sus siglas en inglés), que está basado en hardware y se refiere a un dispositivo físico muy parecido a un teléfono tradicional pero que se conecta a la red IP a través un cable ethernet o vía WiFi. El segundo es conocido como SoftPhone y se refiere a un software o aplicación que se instala en un ordenador o móvil para ofrecer todas las funciones de un teléfono, además de varias herramientas añadidas que son de gran utilidad para las empresas.

Otro concepto relevante que es interesante conocer es WebRTC. Esta tecnología se refiere a un framework llamado RTC (Real Time Communications) que ejecuta aplicaciones en el navegador de internet en tiempo real. Esto significa que dichas aplicaciones pueden ser utilizadas en programas como Chrome sin la necesidad de instalar plugins adicionales. Esto se traduce en la facilidad de contar con un softphone completamente funcional dentro del mismo navegador, lo que da la capacidad de ofrecer atención online desde la página web de la empresa y de soportar audio y vídeo de alta calidad. Claramente, esto representa un avance que incrementa la eficiencia de los departamentos de ventas y de atención al cliente.

Además de lo mencionado anteriormente, otras herramientas que se han visto beneficiadas con la incursión del teléfono VoIP son las centralitas telefónicas o PBX (Private Branch Exchange). Gracias a esta nueva tecnología, hoy podemos hablar del concepto PBX IP o centralita virtual, lo que quiere decir que las llamadas telefónicas utilizan el Protocolo de Internet como método de transmisión de datos. Es importante señalar que existen soluciones de centralita virtual en la nube, lo que significa que las empresas no necesitan contar con hardware propio, sino que pueden contratar el servicio con un proveedor que se hará cargo de toda la infraestructura. Así, los negocios o las organizaciones podrán disponer de las ventajas de una centralita a través de un software específico o softphone. Esta opción es de enorme utilidad gracias al ahorro de costes y la escalabilidad que ofrece.

 

Las ventajas de contar con un software de teléfono IP 

 

Un softphone es, claramente, una solución ideal tanto para pymes como para grandes empresas multinacionales. Además de ser una tecnología de vanguardia, incrementa la efectividad de los departamentos donde se utiliza, como es el caso de atención al cliente, ventas o soporte técnico. 

Algunas de las ventajas más importantes son:

  • No requiere adquisición de hardware: un softphone se puede instalar en un ordenador o en un teléfono móvil a través de una aplicación, siempre y cuando tenga una buena conexión a internet. Además, no es necesario contar con complejos conocimientos técnicos, ya que su uso es fácil e intuitivo.
  • Amplía el horario de atención: debido a que no es necesario disponer de un espacio físico determinado, la atención al cliente puede ofrecerse desde cualquier ubicación del mundo, lo que permite ampliar los horarios.
  • Favorece el teletrabajo: cualquier persona podrá hacer uso del softphone, sin importar el lugar en el que se encuentre. Solo debe contar con el programa instalado en su ordenador o móvil, lo que lo convierte en una herramienta indispensable en la modalidad de teletrabajo.
  • Se integra con el software empresarial: los softphones están diseñados para integrarse con los softwares de CRM y Helpdesk más populares del mercado, así como con las herramientas desarrolladas internamente.
  • Cuenta con herramientas avanzadas: los teléfonos VoIP ofrecen utilidades como analíticas avanzadas, grabación de llamadas, IVR (Interactive Voice Response), enrutamiento de llamadas, PowerDialer, entre muchas otras.
  • Es de fácil implementación: configurar una centralita virtual o un softphone es un proceso sencillo que no implica amplios conocimientos técnicos.
  • Reduce los costes: la inversión en esta tecnología es más reducida que la de la telefonía tradicional, ya que no es necesaria la adquisición de hardware nuevo o un departamento técnico especializado. Además, los costes de las llamadas, incluidas las internacionales, son mucho menores. 

Como puedes ver, la telefonía IP comienza a ser el estándar en todas las empresas debido a las ventajas que ofrece. Sin duda alguna, implica un salto en el mundo de las telecomunicaciones y representa un avance lógico y adaptado a los tiempos que corren. Un teléfono IP basado en software o softphone se adapta a la perfección a las organizaciones modernas y es un paso lógico en la era de la transformación digital.

Si consideras que ha llegado el momento de incorporar esta tecnología a tu negocio, haz clic aquí para comenzar una prueba gratuita y comprobar por qué el teléfono VoIP llegó para quedarse.

La centralita virtual para empresas modernas